"Científicos emplean plantas para producir nanolípidos portadores de anticuerpos contra el SARS-CoV-2"

Un equipo de investigadores ha desarrollado un método económico y libre de patógenos humanos para obtener nanopartículas recubiertas con anticuerpos como vehículo de fármacos contra el coronavirus. Esto ha sido logrado por el Instituto de Biología Molecular y Celular de Plantas (IBMCP) en colaboración con el Instituto de Biología Integrativa de Sistemas (I2SySbio). Se espera que estas nanopartículas puedan utilizarse tanto en pruebas de diagnóstico como en la neutralización de la infección por el virus.

El equipo de investigación utilizó plantas de la especie Nicotiana benthamiana para producir nanopartículas recubiertas de pequeños anticuerpos monoclonales de cadena simple, conocidos como nanocuerpos. Estos nanocuerpos actúan contra la proteína que permite al coronavirus infectar las células. El proceso de producción se basa en la capacidad de los virus para infectar rápidamente y de manera sistémica a las plantas, insertando en su genoma el gen que codifica el anticuerpo deseado.

En lugar de producir nanocuerpos individuales, el proyecto se centra en la producción de nanopartículas que actúan como soporte para los anticuerpos. Estas nanopartículas se autoensamblan utilizando la propia partícula viral, lo que resulta en macromoléculas multivalentes que presentan cientos de repeticiones del anticuerpo. Esto aumenta la capacidad de acción de los nanocuerpos, haciéndolos más efectivos para neutralizar el virus.

Además de su eficiencia, el uso de plantas como biofactorías para generar estos compuestos farmacológicos tiene varias ventajas. Al ser un proceso de bajo costo, las plantas solo requieren luz solar, agua, dióxido de carbono y nutrientes inorgánicos para crecer. También es improbable la contaminación con patógenos humanos y es posible realizar modificaciones similares a las células de mamíferos. Además, este método permite la producción de cientos de nanocuerpos agrupados en una misma macromolécula, lo que aumenta su capacidad de acción contra el virus.

La producción de estas nanopartículas recubiertas de anticuerpos podría tener aplicaciones tanto en pruebas de diagnóstico como en tratamientos terapéuticos para combatir la propagación viral. Se espera que esta investigación abra nuevas puertas en el campo de la biotecnología y contribuya a la lucha contra la pandemia de COVID-19.

Tags

Categoría

C. Valenciana