24h Valencia.

24h Valencia.

Compromís y PSPV piden disculpas a Catalá por la polémica de la bandera LGTBI

Compromís y PSPV piden disculpas a Catalá por la polémica de la bandera LGTBI

Entidades condenan la vergüenza nacional desatada por las palabras de la alcaldesa, a las que atribuyen su "bagaje de homofobia"

VALÈNCIA, 28 Jun.

La oposición en el Ayuntamiento de València (Compromís y PSPV) ha instado a la alcaldesa, Mª José Catalá (PP), a "pedir disculpas" por sus declaraciones en las que justificó la falta de banderas en el balcón municipal en días como el Orgullo o en los días internacionales de la ELA, el Alzheimer o el cáncer. Por su parte, el grupo 'popular' ha condenado la "manipulación retorcida" de estas declaraciones y ha expresado su "respeto" hacia el colectivo LGTBI por "su capacidad de amar, sentir y respetar independientemente de la orientación de cada individuo".

Antes del pleno del viernes, día del Orgullo, los partidos de la oposición se han reunido con entidades LGTBI en la plaza del Ayuntamiento para criticar las declaraciones de Catalá y anunciar la presentación de una moción conjunta para instarla a retractarse. Durante la sesión, Compromís y PSPV han colocado banderas arcoíris frente a sus asientos para mostrar su apoyo al colectivo.

Posteriormente, el segundo teniente de alcalde y portavoz de Vox, Juanma Badenas, ha solicitado la retirada de las banderas del hemiciclo. Tras consultar esta petición con el secretario municipal, la alcaldesa ha señalado que la exhibición de las enseñas no infringe ninguna normativa si se encuentran frente a los asientos de los grupos, por lo que ha declarado que "no será necesario" retirarlas.

En declaraciones a los medios antes del pleno, el portavoz del equipo de gobierno y del PP, Juan Carlos Caballero, ha defendido que no hay "mayor visibilidad" que mostrar durante toda la semana, como se ha hecho, los colores de la bandera LGTBI en la fachada de Ayuntamiento. Ha denunciado la "tortuosa manipulación" de las palabras de Catalá por parte de la oposición "en un tema en el que deberíamos buscar el mayor consenso posible".

Además, ha destacado que el ayuntamiento se ha sumado a una declaración institucional de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) por el Orgullo, y ha enfatizado que el PP no solicitará, a diferencia de Vox, que la oposición retire la bandera LGTBI de los balcones de sus sedes municipales. Se ha referido a las banderas colocadas por Compromís y PSPV esta semana en el exterior de sus dependencias.

En sus declaraciones previas a la sesión plenaria, el vocero de Vox ha reiterado la oposición de su partido a la "ideología LGTBI" y a los "grupos artificiales creados por la corrección política". "No permitiremos que esas banderas ondeen en nuestros edificios municipales", ha afirmado, argumentando que esto va en contra de la ley.

Desde el lado de la oposición, la portavoz de Compromís, Papi Robles, ha condenado que "el PP ha pasado de intentar invisibilizar la lucha por los derechos LGTBI a atacarla directamente al equipararla a personas enfermas". Ha recordado que desde 2015, cuando se produjo un cambio de gobierno progresista, la bandera arcoíris se ha izado en el balcón junto a las entidades del colectivo, y ha lamentado que con el PP y Vox ahora València sea una ciudad "más sombría".

Borja Sanjuán (PSPV) ha advertido que "cada vez que una alcaldesa lanza palabras homofóbicas está incitando a la violencia". Ha pedido disculpas en nombre de la institución a todas las personas que se sientan afectadas y ofendidas por esas palabras, y ha pronosticado que esta "anomalía" solo durará "tres años más" hasta las elecciones de 2027.

Desde las entidades, el coordinador de Lambda, Fran Fernández, ha calificado las declaraciones de Catalá como producto de su "bagaje de homofobia", algo que, en su opinión, se puede superar con educación, reconociendo la falta de formación y pidiendo disculpas.

Si la alcaldesa hubiera optado por hacer esto, ha afirmado Fernández, "no habríamos sido objeto de la vergüenza nacional al vincular a València, como ocurrió el año pasado en Náquera, con el odio y la discriminación de sus autoridades". "València es mucho más que eso y la alcaldesa para mí no representa al PP, es mi alcaldesa", ha afirmado, instándola a reflexionar, "salir del siglo XIX" y no "manipular" los derechos del colectivo.

Desde Crisalis, asociación de familias de infancia y juventud trans, su portavoz, Raquel, ha denunciado "la discriminación y invisibilización que están sufriendo nuestras infancias y adolescencias con acciones como la retirada de libros sobre diversidad de las bibliotecas, guías específicas en la web de la Consellería y muchas otras cosas"

Como secretario de la fundación Valencia Diversitat, Jorge García ha criticado la forma en que Catalá "utiliza la mayoría que le proporciona Vox al PP" para "usurpar los puestos que corresponden a las entidades". "Está engañando a la ciudadanía y a la prensa. Hoy es el día en el que le quitaremos la máscara a Catalá", ha enfatizado.