Destapada banda especializada en el hurto de vehículos de alta gama en Cataluña y la Comunidad Valenciana.

Destapada banda especializada en el hurto de vehículos de alta gama en Cataluña y la Comunidad Valenciana.

La Guardia Civil ha desmantelado un grupo criminal dedicado al robo y tráfico de vehículos de lujo en la provincia de Castellón, así como en toda la Comunitat Valenciana y Cataluña. Según el comunicado emitido por el Instituto Armado, la investigación comenzó en el verano de 2022 cuando se detectó un aumento repentino en el robo de vehículos en toda la provincia, especialmente de dos marcas reconocidas.

En la primera fase de la investigación, se descubrió que el grupo criminal tenía su base en la localidad de Oropesa del Mar y operaba no solo en Castellón, sino en toda la Comunitat Valenciana y Cataluña, aprovechando el turismo en época estival. En septiembre del año pasado, se llevaron a cabo siete detenciones y múltiples registros domiciliarios, logrando recuperar 20 vehículos de alta gama con un valor total de mercado cercano al millón de euros.

Como resultado de estas detenciones y registros, se han incautado inhibidores de frecuencia, máquinas de diagnóstico, detectores de GPS, decodificadores de llaves, conectores de centralita, documentación falsificada de vehículos, placas de matrícula falsas, llaves de garaje, dinero en efectivo y varios teléfonos móviles.

El grupo delictivo estaba altamente especializado y cada miembro tenía roles específicos: unos se encargaban de localizar los vehículos de interés, otros de robar los automóviles, anular los localizadores GPS, reconfigurar las llaves y centralita, y ocultar los coches en garajes, aparcamientos públicos o zonas residenciales. Después de que los automóviles se "enfriaran", un especialista borraba los números de chasis y troquelaba otros nuevos.

Utilizando documentación falsa procedente de Suiza, los criminales suministraban a los coches nuevas placas de matrícula y documentación suiza antes de transportarlos fuera de España para venderlos en los mercados europeo y africano. Estos vehículos robados se anunciaban como "semi-nuevos" en sitios web de segunda mano, lo que les permitía obtener grandes beneficios por su venta.

El pasado 15 de noviembre, se detuvo al último miembro del grupo, quien había estado prófugo desde la primera fase de la operación. Fue arrestado en Oropesa del Mar y se le confiscó un vehículo de origen ilícito. Con esta última detención, el grupo criminal compuesto por ocho individuos ha sido totalmente desarticulado.

La operación fue llevada a cabo por el Equipo de Policía Judicial de Oropesa del Mar, perteneciente a la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil en Castellón. Durante la investigación, se contó con la colaboración de la Unidad Técnica de Policía Judicial de la Guardia Civil, la UDEV de la Policía Nacional de Castellón, los Mossos d'Esquadra, las Policías Locales de varias localidades de Castellón (Oropesa del Mar, Benicássim, Almassora, Castellón de La Plana) y efectivos de Seguridad Ciudadana del Puesto Principal de Oropesa del Mar. El caso ha sido llevado ante el Juzgado de Instrucción número 5 de Castellón.

Tags

Categoría

C. Valenciana